8/10 La desolación ateísta y la moral

FILOSOFÍAS Y DOCTRINAS VIII

Podría pensarse que ante la aparente desolación ateísta, no hay esperanza por nada, y el vacío existencial podría dejar sin sentido la moral misma, por lo que no tendría la menor importancia proceder bien o mal. Es curioso cómo, esta sensación de desolación y desesperanza suele revertirse…

En muchos ateístas, especialmente los científicos, se revierte la sensación de desolación al pensar que la vida que están cursando, es como una oportunidad única y frágil, en un Universo lleno de sorprendentes e ingeniosos formas y procesos, desde un cuerpo propio capaz de sufrir infinidad de sensaciones, placenteras y dolorosas, tangibles e intangibles.

Suele suceder también, con asombrosa peculiaridad, que esta condición provoca una afinación de los sentidos, haciendo que la percepción de las dimensiones del universo se aparezca de pronto como increíblemente asombroso. Parece como si se dijera;

Si esto es todo lo que hay, y solo tengo una oportunidad, voy a tratar de verlo mejor…

y el resultado es un asombro pasmoso y prodigiosa fascinación ante el espectáculo del Cosmos. Las distancias cósmicas, los tamaños atómicos, las paradojas cuánticas, el poder de las estrellas, la fuerza de los fenómenos climatológicos y geológicos, el orden gravitacional, el caos cuántico, la enorme cantidad de tiempo transcurrido hasta hoy, la impresionante velocidad de la luz, la concatenación de causas y efectos, y por supuesto, la aventura humana… con toda y esta increíble circunstancia de estar siendo un testigo conciente y capaz de estarlo comprendiendo

Junto a este asombro, viene enseguida el surgimiento de un sentido de responsabilidad que, aunque ya se tuviera, adquiere nuevo significado. El cometido y el sentido de la vida dependen más de uno que de lo que jamás te habías imaginado. Junto con estos, el cometido (o fin) y sentido (significado) de la vida, se implica entre otros asuntos, el querer ser gente de bien, o no. Es decir, se implica la moral, cualquiera que esta sea.

Y si no me explico bien, veamos si Denneth y Dawkins te lo pueden dejar más claro:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s